miércoles, 31 de agosto de 2016

El testamento de Judas


Título: El testamento de Judas

Autor: Daniel Easterman

Edición: Planeta, 2006

Número de páginas: 637

ISBN: 84-08-06505-X


Sinopsis…

Mientras el espíritu de la glasnost barre Rusia, un famoso académico de Moscú descubre un antiguo pergamino escondido en las bóvedas de la biblioteca de Lenin, adonde fue levado desde Alemania al término de la segunda guerra mundial. Asustado por la magnitud de su hallazgo, Iosif Sharanskii pide ayuda a un famoso colega y viejo amigo, el doctor Jack Gould.

Cuando éste llega a Moscú para traducir los versículos del pergamino se da cuenta de que el documento contiene los pensamientos y creencias radicales de Jesús, escritos de su propia mano, y que difieren absolutamente de lo aceptado por la tradición católica. Muchos serán los interesados en esconder este descubrimiento a cualquier precio… por alto que sea.


Sobre el autor…

Daniel Easterman (Irlanda, 1949) es un autor aclamado por la crítica internacional. Estudió literatura inglesa en el Trinity College de Dublín y literatura persa y árabe en la Universidad de Edimburgo y fue profesor universitario de estudios islámicos en Inglaterra. Tiene varias obras publicadas : El séptimo santuario, La cofradía del sepulcro, La noche de la séptima oscuridad, La noche del Apocalipsis, Juicio Final, El testamento de Judas y El último asesino.


Mi opinión…

Hoy os traigo un thriller que me ha resultado entretenido pero del que esperaba más.

Dividida en tres partes, la acción empieza  en 1979 con un jovencísimo y tímido Jack Gould, joven estudiante de segundo año de doctorado en Estudios Hebreos y que en ese momento reside en París. 

 Aunque he dicho que la narración comienza en este momento, lo cierto es que la misma arranca en 1945, en un campo de reclusión en Siberia y en el que permanecen cautivos unos soldados británicos. Será al final de la trama cuando encontremos la relación de este inciso temporal y espacial con el resto de la historia.

Volviendo a 1979, Jack Gould conoce a una joven, Caitlin Nualan, con la que inicia un romance que termina en boda y con un bebé.

El siguiente paso temporal nos sitúa en 1988, en Dublín, Jack ha sufrido la pérdida de su esposa e hija en un trágico accidente y su vida se ha estacando. Trabaja en una biblioteca de la capital irlandesa como ayudante de manuscritos bíblicos. Será esta condición la que haga que se ponga en contacto con él un misterioso señor,  Stefan Rosewicz, quien le ofrece trabajar para él catalogando su extensa biblioteca.

Aunque al principio a Jack le cuesta aceptar esa oferta, la gran colección que posee el señor Rosewicz, conocido en el mundo académico por sus pertenencias bibliográficas, hace que Jack acepte. Se desplaza hasta Cork, en Irlanda, a la fabulosa mansión del señor Rosewicz y allí es donde descubre que este enigmático anciano posee una colección que, de salir a la luz, haría temblar los cimientos de la Iglesia y del mundo académico en general. La vida de Jack cambia a nivel personal cuando conoce a María, hija de su anfitrión, de la que se enamora a primera vista.

A partir de este momento, la vida de Jack cambia de un modo radical conviviendo desde ese momento con el peligro. Y es que comienzan a morir personas muy cercanas a Jack y todas ellas porque sabían demasiado sobre la colección de Rosewicz. ¿Qué es lo que se esconde en la biblioteca personal de este señor? ¿Quién es en realidad Stefan Rosewicz? ¿Es tan peligroso como parece intuirse?

Paralelamente, Jack recibe una llamada de un amigo suyo desde Moscú para que se desplace hasta allí y le ayude con la transcripción y autenticidad de un manuscrito que ha aparecido en una biblioteca de San Petersburgo y que tiene indicios de ser auténtico. De ser así, se trataría de las ideas y pensamientos del propio Jesucristo, escritas por él mismo y que cambiaría totalmente la idea que se tiene sobre su persona. Ni que decir tiene que este documento debe permanecer en el más absoluto de los silencios pues de conocer su existencia, la Iglesia Católica, entre otros, querría poseerlo. Y entre estos otros, se encuentra una poderosa organización llamada Crux Orientalis, quienes buscan el pergamino para poseer todo el poder, incluso ante la Iglesia Católica, en un momento en el que la religión vuelve a resurgir en Europa de un modo radical.

No voy a contar más sobre la trama. Tan solo añadir que la vida de Jack será a partir de ese momento de todo menos tranquila. De Tel Aviv, huyendo de Irlanda, partirá hasta Moscú para ayudar a su amigo Iosif Sharanskii para volver a París, huir a Londres y terminar de nuevo en Irlanda.

La acción está presente desde el principio hasta el final y eso es lo que le da a la novela una gran dosis de agilidad que hace que se lea en nada. Es entretenida, pero a mi entender, decae hacia mitad de la misma. Comienza con mucha fuerza, te atrapa y no quieres soltar el libro, pero llega un momento en el que la historia no avanza. Personalmente, el personaje de Jack no me ha resultado convincente. Cierto es que el autor lo presenta como el típico ratón de biblioteca al que le viene grande todo el lío en el que se mete, con los servicios secretos británicos y bandas organizadas de por medio, pero es un personaje demasiado “blando” y no tiene el verdadero peso de un protagonista. La relación que establece con María no me ha cuajado del todo. El final me ha parecido previsible y he captado pequeños detalles antes de hora, por lo que el factor sorpresa no lo he tenido. Tampoco se indaga mucho sobre el manuscrito, aunque si asegura su autenticidad (en la novela, claro) y lo que supone conocer de primera mano el pensamiento de Jesús. Pero no cuenta mucho más, por lo que su protagonismo decae. La historia no se centra en lo que dice el manuscrito, sino en la repercusión que esas palabras pueden tener a nivel religioso y por lo tanto, a nivel de convivencia. Aunque sí nos remite a los manuscritos hallados en Qumrán hace unos años y que resultan muy interesantes.

Para ir terminando, se trata en un thriller que promete pero se queda a mitad de camino. Aún así, entretiene bastante (ya os digo que me lo he leído en nada) y que por lo menos sirve para conocer aspectos que para mi eran desconocidos como la existencia de los ustachis, cuyas acciones superan a las atrocidades nazis. Una novela que bien podría pasar por una de esas películas de acción que gustan a buena parte del público.


  • Imágenes tomadas de Google 



3 comentarios:

  1. Como te dije, creo que la leí hace tiempo y me gustó pero es lo único que recuerdo de la novela.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Este no me llama, pero eso que dices que se queda a medias. Un beso ;)

    ResponderEliminar
  3. No tiene mala pinta, pero ya he leído muchos thrillers de este tipo y todos se terminan pareciendo demasiado.

    Un beso!!

    ResponderEliminar

-No publicaré comentarios que incluyan invitaciones a otros blogs. Si me interesa vuestro espacio, no os preocupéis que ya os seguiré.No hace falta que me lo digáis...

-No publicaré comentarios que contengan algún tipo de enlace ni aquellos que se basen en el "si me sigues, te sigo"

- Si queréis hablarme de vuestras obras, tenéis un email al que dirigirse. No publicaré ningún comentario de promoción.

-Siempre respeta las opiniones de los demás, si no tu comentario quedará eliminado antes de publicarse.