miércoles, 14 de diciembre de 2016

La tumba de Lucifer


Título: La tumba de Lucifer

Autor: Daniel Rhodes

Edición: Martínez Roca, 1992

Número de páginas: 224

ISBN: 978-84-270-1611-8


Sinopsis…

Un mal terrible y prisionero durante años, queda libre…

Mientras se cava un pozo para surtir de agua la residencia de la Costa Azul que han alquilado el profesor John McTell y su esposa Linden, una mansión construida a los pies de una montaña rematada por un antiguo castillo, se libera algo arcano y malvado, relacionado con unos templarios sacrílegos para más señas.


Mi opinión...

El libro que hoy os traigo es una novela de terror de un autor que no conocía pero al que me acerqué por el tema de los retos literarios que tengo pendientes de concluir.

La trama de esta novela arranca en un pueblecito del sur de Francia, Saint-Bertrand-sur-Seyre, donde Henri Taillou y su hijo Philippe se encuentran excavando, a los pies de los restos de una imponente fortaleza templaria, en busca de agua para llenar la piscina de la finca que ha alquilado John MacTell (profesor de Historia Medieval) y su esposa, Linden.

Mientras padre e hijo excavan en busca del preciado líquido (en esos mismos momentos la zona, en pleno verano, vive una terrible sequía; por lo que buscar agua para llenar una piscina resulta una trivialidad que no se le escapa a nadie) encuentran lo que parece ser una tumba. La lápida de la misma tiene escrito algo en latín (IN FLUCTIBUS AQUARVM ACCLINAVIT ME / QUIESCENTEM NE MOVETO) que llama la atención de Henri y Phillipe. De la misteriosa tumba sólo sale un chorro de agua, fría y negra, que da de lleno en la cara de Henri. Aturdido, éste se marcha a casa con muy mal cuerpo…y es que ellos no lo saben, pero acaban de liberar algo maléfico que había permanecido encerrado durante varios siglos.

Este descubrimiento llega a oídos del profesor MacTell y lógicamente, la curiosidad le puede y va a investigar qué es lo que han encontrado los jornaleros. MacTell encuentra un grimorio (una especie de libro con anotaciones mágicas) del s.XIII escrito por Guilhem de Courdeval.

Siguiendo con esta curiosidad propia de un investigador, MacTell entabla relación con el cura del pueblo, Étien Boudrie, quien le cuenta una vieja leyenda de la zona: en el s.XIII se consiguió acabar con un misterioso personaje, apodado el Tuerto, quien hizo un pacto con el diablo. Para acabar con este maléfico ser, se enterró al Tuerto en una tumba sumergido en agua bendita ya que era la única manera de frenar la salida de este siervo de Satanás. Este personaje resultó ser… Guilhem de Courdeval.

A partir de este momento, la vida de los protagonistas va a experimentar un brusco y terrorífico cambio. Y es que sin saberlo, han liberado al mismísimo Satanás quien no duda de aprovecharse de los secretos y odios de estas gentes para ir sembrando el pánico en sus vidas. Porque todos los protagonistas tienen algún secreto oscuro que intentan ocultar, pero ya sabemos que las fuerzas malignas son capaces de dar con todo.

Junto a estos personajes, encontramos otros como Mélusine Devarre, la esposa del médico del pueblo y que además, posee poderes paranormales; Alysse, una jovencita de diecisiete años que trabaja con Mélusine y que terminará trabajando con los señores MacTell y Mona, la cuñada de John MacTell quien va de visita a la casa y que será la primera en experimentar el horror en sus carnes.

La tumba de Lucifer es una novela de terror que entretiene. Posee los elementos necesarios para formar una historia de seres negativos, extremadamente peligrosos, que duermen eternamente hasta que alguien comete la imprudencia de despertarlos. Es un tipo de terror psicológico, nada que ver con el actual (y que tan poco me gusta) en el que abundan la sangre y las vísceras. Las fuerzas malignas se apoderan de nuestros más oscuros deseos y les dan vida. Actúan sobre los instintos primarios y eliminan a aquellos que consideran un obstáculo. Lucifer sólo busca una forma física en la que manifestarse y para ello no duda en servirse de los más débiles.


Tropecé con este libro por casualidad y aunque no os puedo decir que se trata de una novela imprescindible, no es una lectura mala. No me ha desagradado su lectura, incluso podría decir que me ha gustado pues es el tipo de terror que me gusta y que leía durante mi adolescencia. Una lectura para pasar el rato que entretiene. 

  • Imágenes tomadas de Google 

1 comentario:

-No publicaré comentarios que incluyan invitaciones a otros blogs. Si me interesa vuestro espacio, no os preocupéis que ya os seguiré.No hace falta que me lo digáis...

-No publicaré comentarios que contengan algún tipo de enlace ni aquellos que se basen en el "si me sigues, te sigo"

- Si queréis hablarme de vuestras obras, tenéis un email al que dirigirse. No publicaré ningún comentario de promoción.

-Siempre respeta las opiniones de los demás, si no tu comentario quedará eliminado antes de publicarse.